cirugia reduccion senos candidata

¿Cómo saber si soy candidata a una cirugía de reducción de senos?

En una sociedad en la que los senos son vistos como símbolo del atractivo sexual en las mujeres y cada vez son más comunes las cirugías de aumento, la necesidad de entrar al quirófano para someterse a una reducción del tejido mamario, puede parecer inusual.

Sin embargo, la desproporción en el tamaño de los senos con relación a las dimensiones del cuerpo también supone un complejo para muchas mujeres, que además enfrentan una serie de padecimientos físicos, consecuencia de tener senos grandes.

La opción para ellas es la llamada ginecomastia, una intervención que consiste en eliminar una parte del tejido graso y el tejido mamario para posteriormente reacomodar la piel y el nuevo volumen de los senos. De igual forma, durante la cirugía, el tamaño de la areola puede reducirse para obtener mejores resultados estéticos. Generalmente se obtienen excelentes mejorías y la mujer consigue alcanzar una mayor sensación de bienestar físico y emocional tan pronto termine el periodo de recuperación.

El único caso en que la reducción de senos está desaconsejada, es el de las mujeres que planean ser madres en el corto plazo y/ o amamantar en el futuro

Las causas que motivan la decisión de una mujer en cuanto a reducir el tamaño de sus senos pueden agruparse en dos tipos: el primero es el que asocia esta decisión con la existencia de problemas físicos derivados del tamaño del pecho, mientras que, en el segundo, se plantean razones que tienen más que ver la salud emocional.

A continuación enlistamos las principales en cada uno de los grupos a propósito de mostrar a quienes están decidiendo si practicarse o no la cirugía y, por otra parte, sensibilizar a quienes conocen a alguna persona en este proceso acerca de las causas que validan este tipo de cirugía como una necesidad –más que un procedimiento estético– en el caso de algunas mujeres.

Factores relacionados con la salud física:

  • Aparición de quistes en las mamas.
  • Problemas respiratorios derivados del peso de los senos.
  • Problemas en el sistema óseo.
  • Problemas del sistema nervioso ocasionados por mantener una postura inadecuada durante periodos largos. También entumecimiento y hormigueo en brazos y manos, procedente del mismo origen.
  • Erupciones frecuentes bajo el área de los senos.
  • Dolores constantes en el cuello, la espalda y los hombros.

Factores psicosociales:

  • Dificultad para realizar actividades que involucren el cuerpo, como ciertos deportes o rutinas de danza.
  • Traumas asociados a esta parte del cuerpo durante el desarrollo de la sexualidad.
  • Dismorfia corporal: pudor o rechazo de la propia apariencia.
  • Sensación de atraer una atención indeseada por parte de otros y tener, como consecuencia de ello, dificultad para relacionarse.

Ahora que conoces las razones objetivas para dar este paso, si te sientes identificada con alguna, recuerda que lo indicado ante cualquier duda es confiar tu salud a los expertos. Por ello, visitar el consultorio de la doctora Isabel Caravantes, especialista en cirugía plástica, estética y reconstructiva es una buena opción para responder a todas tus preguntas y avanzar en este proceso con la seguridad de que vas a estar bien.

Agendar Cita con 50% de descuento


lifting facial año nuevo

Lifting facial: la clave para iniciar el año como nueva

Ya se sabe de sobra que cultivar buenos hábitos, como una alimentación balanceada, beber suficiente agua, dormir bien y ejercitarse favorece el que la piel luzca más elástica, sana y brillante sin que la edad juegue un papel determinante en la apariencia personal.

Para ello, también es indispensable adoptar rutinas de limpieza, hidratación y nutrición de la piel, preferentemente diseñadas por un especialista con base en las características particulares del paciente.

Otro factor importante es mantener la piel a salvo de los rayos solares usando un bloqueador de alta protección, además de llevar a cabo una selección concienzuda de los productos cosméticos que usamos en nuestro día a día.

Pero, si bien es cierto que de las cosas que hacemos cotidianamente a lo largo de los años dependerá el estado físico y estético que alcanzaremos en determinada etapa, también es verdad que el paso del tiempo se manifiesta incluso en los rostros que han recibido los mejores cuidados.

Y es que conservar la juventud sin importar cuántos años hayan transcurrido es un deseo que compartimos muchas mujeres, pero que, inevitablemente, se ve condicionado por el paso del tiempo.

Sin embargo –y por fortuna – la cirugía estética presenta una alternativa eficaz para combatir el envejecimiento con un efecto notable sin cicatrices. Se trata del llamado ‘Lifting’ o estiramiento facial, un procedimiento que actualmente ofrece resultados más naturales gracias a que la intervención ya no consiste únicamente en “estirar la piel” (lo que al final daba al rostro la apariencia de haber sido aplanado y que hace algunos años despertó la desconfianza en este tipo de cirugía), sino en reacomodar los músculos faciales, de manera que el rostro no pierda la expresividad y los volúmenes que le conceden su aspecto jovial.

Es por eso que el lifting es una de las técnicas de rejuvenecimiento más aceptadas y también una de las que dan lugar a transformaciones más satisfactorias, puesto que es posible, por citar un ejemplo, combinar esta cirugía con una cervical para lucir un rostro y cuello impecables sin que para conseguirlo sea necesario someterse dos veces a una intervención quirúrgica.

Por otra parte, a diferencia de las inyecciones de botox, que por lo general se realizan en estéticas y otros establecimientos, un lifting facial es un procedimiento que necesariamente te llevará a acudir a tu médico y puede, por tanto, ofrecerte mayor seguridad y resultados más cercanos a tu expectativa inicial.

Si estás decidida a experimentar un cambio positivo en tu imagen, no dudes en contactar a la doctora Isabel Caravantes, especialista en cirugía plástica, estética y reconstructiva. Haz tu cita y prepárate para lucir espectacular a inicios de año, con la seguridad de estar en buenas manos.

Agendar Cita con 50% de descuento


arrugas acido hialuronico

Dile adiós a las arrugas con ácido hialurónico

Si comenzaste a notar arrugas en tu rostro mucho antes de lo esperado y estás preocupada por ello, hay dos cosas que debes saber:

  1. Las líneas de expresión no aparecen exclusivamente a causa de la edad.
  2. Existe una solución cosmética efectiva, segura y asequible al problema.

Pero vayamos por partes: lo primero que tienes que conocer es que el origen de las arrugas es principalmente la carencia de colágeno y elastina, sustancias que pueden resultar insuficientes a cualquier edad por diversas circunstancias, de manera que tener algunas arrugas no es sinónimo, como se piensa, de estar envejeciendo.

Comúnmente, las líneas de expresión son más acentuadas en la frente y suelen ser con más frecuencia, horizontales que verticales, aunque también pueden salir en esta dirección. Entre los factores que las propician están el tener cierto tipo de piel, la contracción muscular asociada a la gesticulación, el estrés, los cambios bruscos en el peso, daños por exposición a los rayos solares, deshidratación o mala alimentación, entre otros. Por fortuna, los métodos para reducirlas pueden corregir o disimular muy bien el aspecto de cansancio que aportan.

Entre estos remedios, la aplicación de ácido hialurónico es, por su eficacia, uno de los procedimientos más aceptados por especialistas en cosmética y por quienes buscan la mejor solución a la molestia de las arrugas.

Sus propiedades de rejuvenecimiento tienen que ver con la capacidad de esta sustancia para retener agua, de ahí que suela utilizarse en presentación inyectable para hidratar profundamente la piel y lograr que esta luzca más lozana y brillante.

Por otro lado, si tu necesidad es más correctiva que preventiva y lo que deseas es disimular arrugas muy pronunciadas, lo ideal es elegir un tratamiento a base de rellenos faciales, que se suministran en concentraciones muy elevadas de este ácido. Los resultados son visibles en poco tiempo y perduran a lo largo de dos años, aproximadamente.

La aplicación se lleva a cabo por medio de inyecciones en la frente y entre las cejas, aunque también es adecuada en otras áreas del rostro. Esto debido a que, al tratarse de un producto de origen natural, la sustancia es asimilada por el cuerpo sin interferir otros procesos. Por otra parte, cuanto más se utilice el tratamiento, mejores serán los resultados, lo que contribuirá a no requerir de otras prácticas contra el envejecimiento en el mediano plazo.

Lo que sí es indispensable, es elegir con cuidado el sitio en el que te harás la aplicación, ya que, si bien el procedimiento es sencillo –al grado de que incluso algunos salones de belleza lo incluyen en su catálogo de servicios– lo más prudente siempre será acudir a una clínica especializada.

En este sentido, visitar a la doctora Isabel Caravantes, quien cuenta con una amplia experiencia en cirugía estética y reconstructiva, es una excelente opción para cuidar de tu belleza y bienestar. Haz tu cita y no te preocupes por nada más.

Agendar Cita con 50% de descuento


mastectomia-preventiva-cirugía

Mastectomía preventiva, ¿quién debe practicársela?

Para quienes han vivido de cerca el cáncer en la experiencia de un ser querido, llegar a padecerlo es una preocupación muy real, sobre todo si el enfermo ha sido un familiar en primer grado y por tanto, pudiera existir una predisposición genética a desarrollarlo.

En esta situación, lo habitual es acudir al especialista para informarse acerca de las medidas preventivas y probabilidades reales de adquirir la enfermedad. Casi siempre, la respuesta será que el riesgo aumenta en proporción a la incidencia que exista en el árbol familiar. En cuanto a las medidas para evitarlo, la respuesta del oncólogo puede sorprender; y es que frente al cáncer de mama la prevención como tal no existe.

La única excepción en este sentido es la mastectomía preventiva, un procedimiento que implica la extirpación del tejido mamario como suele hacerse en el tratamiento de pacientes en quienes ya se ha detectado el cáncer.

Su única diferencia respecto a la intervención con fines terapéuticos, es que en la mastectomía profiláctica no es necesario extirpar el pezón. Sus resultados son seguros y el procedimiento no tiene otras diferencias importantes, sin embargo, se trata de una alternativa que hay que meditar partiendo de los criterios para saber si se es candidata a esta cirugía. Algunos de los factores a considerar son los siguientes:

  • Presencia del gen BRCA: una paciente que presenta esta característica tiene altas probabilidades de contraer cáncer de mama en algún momento. En casos como este, las opciones se reducen a dos: o se aumentan el número y la frecuencia de las revisiones o se lleva a cabo la intervención.
  • Haber recibido radioterapia antes de cumplir los 30 años: situación común en pacientes que han tenido un linfoma, lo que a su vez incrementa las posibilidades de desarrollar cáncer.
  • Antecedentes familiares: como lo hemos dicho, tener una madre, hija o hermana que padezca o haya sufrido de cáncer de mama constituye uno de los hechos determinantes para someterse a este procedimiento.
  • Estar bien informada: conocer sus comorbilidades y haber tomado la decisión por cuenta propia, sin presiones de terceros.

 Una vez analizados estos aspectos, lo ideal es ponerse en manos de un cirujano con experiencia. En México, la doctora Isabel Caravantes, especialista en cirugía plástica, estética y reconstructiva, puede llevar a cabo esta y otras intervenciones de manera segura y con excelentes resultados. Programe su cita de valoración, despeje dudas y recupere la tranquilidad.

Agendar Cita con 50% de descuento


bienestar integral cirugia estetica

Cirugía estética: un paso adelante hacia el bienestar integral

El cuerpo es nuestra primera casa. La incomodidad respecto a él, ese “no identificarse con la imagen del espejo” o “no sentirse a gusto en la propia piel” afectan no sólo la seguridad personal, sino muchos otros aspectos.

De la misma forma que una casa precisa mantenimiento, el cuerpo demanda su parte de atenciones y cuidado para ser el instrumento que nos lleve alcanzar propósitos más elevados. La belleza –pero sobre todo la armonía entre cuerpo y mente –son medio y fin a la par.

No es casualidad que la decisión de recurrir a la cirugía estética se produzca después de una crisis profunda que en alguna medida tenga relación con la imagen corporal. Esto sucede porque las grandes crisis funcionan como catalizadores de cambio.

Pensemos, por ejemplo, en una persona que ha estado en conflicto con su imagen corporal durante varios años y que atraviesa un proceso de duelo por separación. Lógicamente estas situaciones, que parecen no estar vinculadas entre sí, producen en conjunto una crisis que puede llevarla a buscar soluciones para mejorar su relación consigo y a partir de entonces las relaciones con los demás.

“Como te ven te tratan”, dice la frase hecha y no es del todo incorrecta, aunque su sentido va más allá. No es que automáticamente el mejorar nuestro aspecto nos lleve a obtener mejores tratos por parte de los demás, sino que cuanto más sana sea nuestra autoestima sabremos marcar mejor los límites personales en relaciones.

A ello se debe que una renovación total de la apariencia, en la que se incluyan procedimientos estéticos pueda ser parte importante en la superación de este tipo de crisis, siempre que se acompañe de un proceso de trabajo psicológico sobre la valoración personal.

En situaciones como esta, la cirugía estética, que hace congruente el cambio interno con el exterior es un excelente aliado para alcanzar el bienestar integral. Sobre todo si se trata de un procedimiento que ofrezca una mejora dramática en la apariencia, tal es el caso de la abdominoplastia cuando se realiza en conjunto con un aumento de senos.

Una vez que se está lista para dar un paso como este, lo que sigue es informarse y acudir a los expertos para que, con base en las condiciones de cada paciente, sea posible saber cuánto cuesta una abdominoplastia, una cirugía de aumento de senos o ambas.

Para recibir orientación profesional, contacta a la doctora Isabel Caravantes, especialista en cirugía plástica, estética y reconstructiva.

Agendar Cita con 50% de descuento


tips cirugia papada

Tips para saber si se es candidato a una cirugía de papada

El rostro es una carta de presentación. De ahí la importancia de brindarle los cuidados adecuados y la necesidad que sentimos la mayoría de las personas de conservar su salud y belleza.

Pero además de poseer unos rasgos armónicos y una piel saludable y bien hidratada, algo que favorece muchísimo la apariencia facial es tener una mandíbula y cuello estilizados. Por lo mismo, te interesará saber que entre los procedimientos estéticos que aportan al rostro una apariencia más armoniosa, la llamada liposucción u operación de papada está en los primeros lugares.

Dicha intervención, que consiste en retirar la grasa sobrante del cuello, produce un efecto rejuvenecedor y la apariencia de un rostro más delgado y puede llevarse a cabo lo mismo en adolescentes que en adultos mayores. Sin embargo, como cualquier intervención de esta naturaleza, no es para todos. Por ello, aunque la recomendación principal es que acudas a un especialista para saber si eres candidato, a continuación enlistamos algunas consideraciones para que asistas a tu cita de valoración médica con un antecedente, además de una lista de preguntas concretas.

Hechos por los que podrías ser candidato a una operación de papada:

  • Sentir incomodidad por el aspecto de piel colgante en la zona submentoniana o submandibular (mismo que se produce por exceso de grasa) y estar decidido a recurrir a la cirugía como recurso para lograr una mejora no sólo en la apariencia, sino en el ánimo.
  • Tener el cuello grueso o mal delineado.
  • Con independencia de lo anterior, tener una piel sana.
  • Presentar exceso de grasa, pero no flacidez. Este último caso precisa un tratamiento distinto.
  • Tener una piel con la elasticidad y tono muscular suficientes para adaptarse a los resultados de la operación.
  • Necesidad de hacer varias correcciones faciales en una misma intervención, por ejemplo, una cirugía de reducción del volumen de las mejillas (o extracción de las bolsas de Bichat), o bien, una cirugía para afinar el mentón. Dependiendo de la valoración del especialista, la liposucción de papada puede llevarse a cabo de manera simultánea a otros procedimientos.
  • Haber tomado la decisión por cuenta propia, esto es, sin sentirse influido o presionado por otros.
  • Tener expectativas realistas.
  • Haber conversado con tu médico acerca de tus dudas e inquietudes al respecto.

Si estás pensando en someterte a este procedimiento, la doctora Isabel Caravantes, especialista en cirugía plástica, estética y reconstructiva puede brindarte la orientación necesaria y llevar a término tu operación con la destreza y profesionalismo que sólo garantizan la experiencia y la actualización constante.

 Agendar Cita con 50% de descuento


Pecho firme tras lactancia

¿Cómo recuperar tu busto firme después del embarazo?

El cambio en la apariencia de los senos es consecuencia natural del aumento de peso durante el embarazo y lactancia, periodo en el que las mamas presentan un aumento de volumen debido a la producción y acumulación de leche materna.

Algo que ocurre comúnmente una vez transcurrida esta etapa, es que los senos comienzan a lucir flácidos y caídos, dándonos un aspecto avejentado que difícilmente logran corregir la buena postura y los sujetadores con relleno.

Aunque seguramente estarás haciendo todo lo debido para recuperar la figura que tenías antes de la maternidad, y lo estarás logrando, también es muy posible que eches de menos lucir el escote de tus prendas favoritas o, simplemente, contemplar en el espejo tu busto con la firmeza que solía tener.

Entonces te preguntarás qué hacer. En este punto, algunas mujeres se plantearán acostumbrarse a los cambios de su cuerpo y aceptarlos como parte de un proceso natural; esta postura es respetable, pero no significa que funcione para todas y mucho menos que sea la que debamos adoptar.

Para quienes deciden recuperar la firmeza de sus senos después de un embarazo, la cirugía estética de levantamiento de busto es la solución. El precio variará en función de la técnica que se utilice, considerando que existen dos formas de llevar a cabo este procedimiento y que ambas prometen excelentes resultados.

Como primera opción, el cirujano puede emplear únicamente el tejido mamario de la paciente, reacomodarlo y proceder al levantamiento, mientras que, como segunda alternativa, puede colocar un implante a manera de auxiliar para el reacomodo y levantamiento del tejido. Esta segunda posibilidad se recomienda a pacientes que presentan poco tejido mamario o buscan un resultado similar (en cuanto a la forma) al de una cirugía de aumento de senos.

En ambos procedimientos se utiliza anestesia general; son sencillos de realizar y también muy seguros cuando los practica un especialista en un hospital.

Si ya te decidiste a mejorar tu imagen, la doctora María Isabel Caravantes, especialista en cirugía plástica, estética y reconstructiva, es quien puede ayudarte a alcanzar esta meta con la garantía que ofrecen más de quince años de trayectoria, una formación en actualización continua y la experiencia de ser mujer.

Obtén más información solicitando una cita en la clínica de cirugía estética o contacta a la doctora Caravantes vía correo electrónico a la dirección: dra.caravantes@cirujanosplasticos.mx. Tu imagen y autoestima completarán la transformación positiva por la que habías estado trabajando.

Agendar Cita con 50% de descuento


braquioplastia operacion brazos

Recomendaciones útiles para una cirugía de brazos exitosa

Hay quienes durante una época de la vida padecen obesidad y posteriormente, haciendo una increíble muestra de fuerza de voluntad, logran deshacerse del peso que les sobraba y ponía en riesgo su salud.

Aunque esta de la que hablamos es una conquista digna de celebración, con frecuencia, las personas que llegan a este punto no se sienten del todo conformes con su cuerpo y continúan ocultándolo en prendas de talla extra grande que no hacen justicia a su logro.

En muchos casos, esto se debe a que la piel del abdomen, piernas y brazos presenta una apariencia flácida luego de una pérdida dramática de peso. Además, la sensación de incomodidad respecto a la autoimagen se acentúa debido a que este tipo de flacidez suele relacionarse con la pérdida de tonicidad que se experimenta al envejecer. En el caso de las mujeres jóvenes, la “piel colgante” en los brazos puede convertirse, por este motivo, en una preocupación estética.

Sin embargo, la buena noticia es que este problema tiene corrección por medio de cirugía estética, concretamente a partir de un procedimiento llamado braquioplastia u operación de brazos que, para algunos, puede consistir en una liposucción del contorno de estos y en otros pacientes, solo en la resección de la piel, lo que implicará hacer una incisión a nivel axilar para retirar con mayor precisión toda la grasa. Así mismo, dependiendo de las características del paciente, la intervención puede considerar uno o ambos procedimientos.

A decir de la doctora Isabel Caravantes, especialista en cirugía plástica, estética y reconstructiva, se trata de “un procedimiento bastante benigno” siempre y cuando en caso de requerir anestesia general, se lleve a cabo una previa hospitalización.

Por otro lado, al ser el brazo una zona donde se concentran venas, arterias y nervios, se trata de una cirugía que precisará el dominio total de las técnicas descritas por parte del especialista que la practique.

Otras recomendaciones útiles son hablar con el médico sobre tus expectativas y los resultados que, con base en tu fisiología y circunstancias particulares, es posible obtener. Por otro lado, deberás olvidarte del cigarrillo en cuanto decidas someterte a este procedimiento y en los meses posteriores. Esta medida evitará complicaciones durante la intervención y problemas con la cicatrización más adelante.

Para aclarar todas las dudas que tengas y saber si eres candidata al procedimiento que te permitirá mostrar una figura envidiable y vestir otra vez de acuerdo a tus gustos, acude a una valoración profesional.

Agendar Cita con 50% de descuento


imagen femenina salud restauracion

Imagen femenina: salud y restauración corporal

Vernos esbeltas, jóvenes y arregladas, es algo que todas procuramos sí con un poco de vanidad, pero también como una estrategia para sentirnos seguras en sociedad, sobre todo en el mundo laboral, en donde una imagen presentable habla mucho de uno.

Sin embargo, ejercicios, dietas, cremas para el cuidado de la piel y demás medidas que tomamos para vernos bien, en muchas ocasiones no son suficientes, pues nuestro cuerpo se ve expuesto a cambios poco favorables debido al ritmo de vida que nos coloca en una oficina durante buena parte del día, los ambientes obesogénicos que nos orillan a comer poco saludable o gastar buena cantidad de tiempo y dinero para alimentarnos mejor, y las condiciones propias de nuestro sexo, que nos hacen proclives a aumentar de peso luego del embarazo o la menopausia, además de enfermedades tan lamentables como el cáncer de mama, que en muchas ocasiones deriva en una mastectomía radical.

Por todo ello, no está de más que nos demos una ayudadita valiéndonos de la cirugía estética y beneficiándonos de las bondades de procedimientos como la liposucción y la abdominoplastia, con los que podemos recuperar nuestra figura rápidamente si los aunamos a los cuidados de siempre. Algunas ventajas de estos métodos son:

  • Resultados efectivos que ningún otro tratamiento sin cirugía puede igualar.
  • Rehabilitación del músculo abdominal posiblemente dañado tras el embarazo, sobrepeso, hernias o intervenciones quirúrgicas en esta área.
  • Eliminación de exceso de piel y grasa difícil que el ejercicio y una buena alimentación no logran desaparecer.
  • Mejoría de afecciones derivadas de la obesidad, daño abdominal severo luego de dar a luz y pérdida de peso abrupta, como pueden ser incontinencia, hernias y mala postura y tono de los músculos del vientre.
  • Por otra parte, la cirugía reconstructiva es una excelente opción cuando se han sufrido daños en el cuerpo a causa de enfermedades, de las cuales el cáncer de mama es una gran amenaza, pues, según informes de la Secretaría de Salud, es la primera causa de muerte entre las mexicanas de más de 25 años y el de mayor incidencia en las mujeres del país.

Así, la reconstrucción de mama puede regresar la seguridad a aquellas mujeres que han perdido una o las dos mamas tras haber luchado contra este mal.

Precisamente, en octubre se celebra el Mes de Sensibilización sobre el Cáncer de Mama, medida instaurada por la Organización Mundial de la Salud (OMS) que tiene como propósito crear conciencia acerca de esta enfermedad, orientar a la población sobre cómo detectarla oportunamente e instruir sobre los cuidados que amerita. Algunos datos importantes al respecto son:

  • Cada año se reportan 1.38 millones de casos nuevos.
  • Alrededor de 458 mil mujeres mueren anualmente por este cáncer.
  • La incidencia va en aumento en los países en vías de desarrollo.
  • Se estima que la mayoría de las muertes tienen lugar en los países de recursos bajos y medios reportando aproximadamente 269 mil cada año.

Si necesitas ayuda para recuperar tu imagen, la Dra. Isabel Caravantes puede ayudarte. Llámanos y solicita una consulta de valoración.

Agendar Cita con 50% de descuento


lipoescultura liposuccion

¿Son lo mismo lipoescultura y liposucción?

Aunque se habla de ambos métodos a la par y en ocasiones incluso se comete el error de tratarlos como si fueran sinónimos, lo cierto es que son dos procedimientos distintos que, sin embargo, pueden ser complementarios.

¿Qué es la liposucción?

Se define así a la cirugía estética por medio de la cual se extrae grasa de diversas zonas del cuerpo (generalmente abdomen, glúteos, piernas, caderas, brazos y cuello) haciendo uso de una cánula con la cual se succiona el tejido adiposo previamente disuelto.

La implementación de tecnología láser y ultrasónica para disolver la grasa han mejorado este procedimiento, pues facilitan su extracción y permiten el empleo de instrumental más delgado e incluso jeringas, aunque, de cualquier manera, sigue siendo una liposucción.

Quizás te interese leer: MITOS SOBRE LA LIPOSUCCIÓN

¿Qué es una lipoescultura?

A grandes rasgos, se refiere a la combinación de liposucción y lipoinyección, esto es, la succión de grasa de ciertas partes del cuerpo en donde está de más y luce antiestética, para después inyectarla en otros sitios para moldearlos y darles más volumen.

Suele emplearse para dar mejor forma a los senos, glúteos e incluso a ciertas áreas abdominales, además de utilizarse para reducir las arrugas faciales.

¿Cómo sé cuál de los procedimientos necesito?

Como se dijo en un principio, estas dos técnicas pueden ir de la mano para lograr mejores resultados, ya que, si bien la liposucción consiste en sólo la extracción de grasa, en el caso de la lipoescultura ésta puede aprovecharse para dar mejor forma a otras áreas del cuerpo.

Para saber si se necesita realizar el primer método o el segundo, lo mejor es acercarse con un cirujano plástico experto, ya que sólo él podrá recomendar el tratamiento apropiado para cada uno.

¿Puedo realizarme cualquiera de estos procedimientos con otro tipo de médico?

Desafortunadamente existen varios doctores que ofrecen sus servicios para realizar lipoescultura sin tener la experiencia o los conocimientos necesarios, ya que en primera instancia puede parecer una cirugía sin demasiadas complicaciones debido al tipo de instrumental que requiere y a que no es necesario hacer grandes incisiones en la piel del paciente.

No obstante, hay que tener en cuenta que no es posible extraer grasa sin realizar una correcta valoración del paciente, ya que en ningún caso se debe sacar más que el volumen adecuado de tejido adiposo, puesto que se producen alteraciones metabólicas y fisiopatológicas, sobre todo en las primeras 24 horas posteriores a la cirugía, tiempo en el que será más recomendable permanecer internado en la clínica para tener un mejor cuidado.

Si necesitas más información sobre estos tratamientos te invitamos a acercarte a nosotros y hacer una cita de valoración.

Agendar Cita con 50% de descuento