¿Te gustaría tener un rostro más perfilado? ¿La forma de tu cara no es proporcional con tu cuerpo? ¿Crees que tienes mejillas muy grandes? Si respondiste sí a alguna de estas preguntas esta información te interesa. A continuación te contaremos sobre una de las cirugías estéticas más demandas en los últimos tiempos para lograr cambiar la imagen del rostro a un estilo más estilizado, se trata de la bichetomía y es más sencillo de lo que piensas.

Seguramente habrás visto a personalidades del mundo del espectáculo que de un día para otro cambiaron la forma de su rostro, de tener una cara redonda pasaron a tener pómulos más definidos que las hacen lucir más delgadas y refinadas, pues esto se logra gracias a la bichectomía.

¿En qué consiste la bichectomía?

Se trata de una cirugía estética que tiene como objetivo estilizar el rostro. La manera en la que lo logra es retirando de la cara las llamadas bolsas de Bichat, que son glándulas que acumulan grasa en las mejillas, sobre todo debajo de los pómulos, lo cual da una forma redonda al rostro.

Esta acumulación de grasa no tiene alguna función biológica en el cuerpo, por lo que su extracción no causa problemas al organismo, haciendo a la bichectomía una cirugía segura y de fácil realización. Al retirar este cúmulo de grasa, el rostro adquiere una forma más fina y estética.

¿Quién puede realizarse una bichectomía?

Esta cirugía estética puede realizarse tanto en hombres como en mujeres, sobre todo quienes tienen un rostro redondo y su cuerpo es delgado y desean tener una buena proporción entre la cara y el cuerpo. Se recomienda realizar en pacientes jóvenes entre los 18 y 35 años. La también conocida como cirugía de mejillas, sólo tiene fines estéticos y la grasa que se extrae del rosto no vuelve a producirse, por lo que los resultados son permanentes.

¿Cuánto dura la bichectomía y cuál es tu tiempo de recuperación?

Esta es una de las cirugías estéticas más sencillas, su duración no sobre pasa los 40 minutos y cuando se termina la intervención la persona podrá volver a realizar sus actividades normales. Los riesgos son menores y la recuperación es muy rápida, durante la primera semana se debe tener una dieta blanda y es posible sentir molestias en la zona, después de ese tiempo todo vuelve a la normalidad.

Los resultados finales se verán meses después de la cirugía, una vez que el área ha quedado completamente desinflamada.

Aunque se trata de un procedimiento relativamente sencillo debe ser practicado por un médico cirujano con experiencia en esta intervención para obtener los resultados que se esperan y no poner en peligro la salud y estética del paciente.

Antes de cualquier cirugía se debe hacer una valoración previa para determinar si esta intervención es la más adecuada con base en los objetivos estéticos que buscas. Si quieres estilizar tu rostro contáctame para agendar una cita y pueda indicarte cuál es el tratamiento indicado para ti.

Agendar Cita